sábado, 5 de julio de 2014

CINE-BIS Nº 2

Nueva sesión de "Cine-Bis". Tan sólo han pasado nueve meses. Un número repleto de crepúsculos, ensoñaciones, espacios fantásticos y reencuentros. La publicación se consolida y reafirma su estilo propio. "Cine de género alrededor del mundo" como etiqueta personal y seña de identidad. En este segundo número hay sitio para contenidos diversos, variados, tratados con rigor y en algunos casos deparando sorpresas. El resultado es excepcional.

 
Javier G. Romero nos deleita con dos artículos que abren y casi cierran el ejemplar. El primero inicia un dossier dedicado al "Western Crepuscular" y es rico en detalles, apreciaciones e información sobre tan querido tema. Busca la primeras fuentes, recorre en "caravana" la aportaciones surgidas en los cincuenta y sesenta, y cierra esta primera parte con la inolvidable "Grupo Salvaje" (1969. Sam Peckinpah). El segundo ensayo desarrolla el "cine de divulgación sexual" de los años 60 y 70, un esforzado trabajo sobre la explotación de un tema siempre resbaladizo y que en su traslación cinematográfica, ayudó a eliminar barreras censoras. Temática no tan conocida como podría parecer y de la que se ilustra con un buen puñado de títulos para defender lo expuesto.

 
Carlos Aguilar nos deleita con tres gemas propias. Por un lado, una interesante entrevista con el finado Giuliano Gemma con el que se homenajea a este apreciable e inteligente actor, comedido, respetuoso, lúcido y siempre elegante. Por otro lado, se rescata una entrevista inédita con el gran Antonio Margheritti realizada en 1999, donde el cineasta italiano expone con sorprendente vitalidad su curriculum cinematográfico y su visión artística del medio. Un encuentro soberbio, fluido y repleto de estimables hallazgos. Cierra su colaboración en este número el escritor madrileño con un entonado y admirable estudio dedicado al genial Curtis Harrington donde la sabiduría de Carlos Aguilar nos acerca a una personalidad fílmica tan singular y poco apreciada, denostada y olvidada como la del director de la magnífica "Games" (1967). Un recorrido que sirve para rescatar a un cineasta apenas reseñado en publicaciones de nuestro país.

 
Pablo Fernández recupera excelentemente una de las cult-movies menos visitadas del fantástico europeo: "Viy" (1967, Konstantin Yershov y Georgi Kropachyov). El artículo recorre la principal aportación de esta curiosísima obra, su influencia en otras películas más conocidas y establece vasos comunicantes con su original literario y sus representaciones en pantalla. Además, se invita al lector a conocer e indagar en la obra de autores un tanto olvidados como Yakov Protazanov ("Aelita" - 1924), Alexander Rou (cuya obra está regida por el fantástico más evanescente) o el genial Alexander Ptushko. Las imágenes que pueblan el escrito acrecientan en interés de la citada operación. 

 
Juan Carlos Vizcaino Martínez aporta a este número un interesantísimo trabajo dedicado a la novela "Imitación a la vida" de Fannie Hurst y sus versiones cinematográficas, presididas por las versiones realizadas por John M. Stahl (1934) y Douglas Sirk (1959). Un bello texto que acerca una obra literaria no muy conocida actualmente y que sirve además para mostrar y comparar las dos geniales versiones fílmicas con sus logros y diferencias. Además se aportan detalles de su versión mexicana fechada en 1948 y no se deja de lado el contexto histórico-social en que fueron gestadas.

 
La parte más bizarra de este número está protagonizada por un opúsculo dedicado a la "Trilogía de Ilsa" escrito y bien fundamentado por Jose Luis Salvador Estébanez. Un recorrido por una de las piezas más inclasificables, grotescas e inenarrables del cine de los setenta, destacando sus cochambrosos y poco lícitos orígenes y resaltando su curiosa mutación a medida que el trío fue prosperando. Además se incluye en el texto la versión pirata realizada por el siempre incombustible Jesús Franco, adorada por el gourmet del "low-cost" Frank Henenlotter. 

 
Por nuestra parte, cerramos nuestro dossier dedicado a la "blaxploitation" incidiendo en tres agradecidos frentes: nuestro querido "black horror", el "western negro" (recuperado o así por el travieso Quentin Tarantino) y el siempre vindicable star-system femenino de la época. Tres aspectos que completan el recorrido que hemos realizado del cine afroamericano en estos dos números y que esperamos que hayan sido  de su interés.

 
Por último,  el fenómeno "Exhumed Movies" es tratado en un distendido encuentro entre Javier G. Romero y uno de sus artífices, Jose Antonio Diego Bogajo. Un divertida entrevista en la que se recorre el origen de esta publicación, su filosofía y desarrollo, así como sus futuros planes.Un buen cierre que sirve para vindicar la importancia del papel y de este tipo de publicaciones en el panorama actual. 


"Cine-Bis" nº 2 lo pueden adquirir solicitándolo a esta dirección: quatermass@hotmail.com


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada